Trabajando mi propio rescate

    4- TRABAJANDO MI PROPIO RESCATE:

    El descubrir que soy responsable de lo que hago o dejo de hacer, que no hay príncipes ni princesas que salgan a rescatarme, al principio asusta, pero es la base de donde se parte para un crecimiento interior.

    TESTIMONIO:

    CASO:  Muchacha de 21 años

    Hija única,

    Padres divorciados

    Su madre asiste al Grupo

    “ Mi madre estaba muy sola después de la partida de papá. La búsqueda de su yo renovado comenzó y así aparecieron ante sus ojos personas importantes, experiencias nuevas, y retomó lo que había olvidado por más de veinte años.

    En el Grupo Crecimiento, mi mamá conoció que cuando la persona se vuelve tan vulnerable, se tienen que buscar soluciones. Finalmente la experiencia del abandono de su esposo, mi padre, se convirtió en una experiencia de aprendizaje, de convivencia muy estrecha entre nosotras y de grandes retos. Actualmente mi madre sigue trabajando para no perder su equilibrio, ¡es una campeona! ”

    • Tu dirección de correo no será publicada.

    Grupo Crecimiento. Todos los Derechos Reservados 2016

    User Login